14 setiembre 2017

Recuerdos de allá del frío. Libro de Osvaldo González




En setiembre de 2017, se presentó en el Ateneo de Montevideo, el libro "Recuerdos de allá, del frío", una obra que relata anécdotas y vivencias del Dr. Osvaldo González, cuando se desempeñara como médico de la Base Científica Antártica Artigas, integrando de la dotación 1990.

El libro fue presentado en este año en la ciudad de Treinta Tres, donde reside su autor, que  ha comenzado un período de difusión de su obra, que es un importante aporte a la historia del Uruguay a la Antártida.

En el XVII Encuentro de Historiadores Antárticos Latinoamericanos (EHAL2017), se hará una mención a la publicación del libro y a su autor.

público asistente a la presentación del libro

La Lic Ana María De Salvo participó de la presentación, junto al autor, Osvaldo González

Rodolfo M. Fattoruso, responsable de Artemisa Editores, presentó el libro


El libro, fue publicado por Artemisa Editores

Ficha técnica
ISBN:9789974915947
Editorial:Artemisa
Encuadernacion:Rústica
Artemisa Editores
Teléfonos: (005982) 712 4256 · (005982) 711 4977 | editartemisa@adinet.com.uy


Equipo de Educación y Difusión


02 setiembre 2017

Copos de Nieve 51

Salió Copos de Nieve !


Los invitamos a leer el Nro. 51 de nuestra revista digital, con mucha información sobre la campaña antártica y las actividades en curso.
----------------------------------------------------
Verlo en ISSUU






-------------------------------------------------------------

VERLO EN SCRIBD


 Antarkos
www.antarkos.org.uy 

30 junio 2017

Mid-Winter 2017


Solsticio de Invierno 2017

Hace 101 años, el 21 de junio de 1916, por primera vez ondeaba el pabellón nacional en aguas antárticas en pleno invierno austral. Los marinos que a bordo del “Instituto de Pesca” Nº 1, intentaban encontrar una ruta para penetrar los hielos que fieramente cerraban el acceso al recate e los náufragos de la expedición de Shackleton que aguardaban ayuda en la Isla Elefante.

Aquel 21 de junio, sin embargo no fue el primer invierno antártico que era recibido por uruguayos. Ya en 1904, Luciano Valette, como científico integrante de la dotación argentina de la Base Orcadas invernaba en la que es hoy la base antártica más antigua.

En la propia tripulación del buque "Instituto de Pesca" Nº 1, navegaba un ballenero afincado en Montevideo, de origen noruego, Williams Thomas, que fue contratado por su experiencia en dos invernadas en la base Orcadas, en 1905 y 1907. También debemos mencionar a William R. Bruce, afincado en Uruguay, quien además de una expedición antártica en 1907 a bordo del “Austral”, había invernando en Orcadas en 1908.

Hoy celebramos el Solsticio de Invierno austral, en conjunto con nuestra gente que está en la Base Científica Antártica Artigas y nos comunicamos en directo con ellos, para darles fuerza y apoyo moral, pues desde el año 2015, el Instituto Antártico Uruguayo ha institucionalizado la celebración del Mid-Winter como Día de la Confraternidad Antártica y eso contribuye a la toma de conciencia que debemos tener todos los uruguayos sobre los intereses nacionales en el Continente Helado y sobre las posibilidades de futuro que allí existen.

El Solsticio de Invierno, es un momento de recogimiento y de replanteo de las cosas. Coincide con las festividades de San Juan y también con las celebraciones del Año Nuevo de los pueblos originarios de América.

Esto indica un fin de ciclo, relacionado simbólicamente a lo agrario, donde luego de las cosechas del verano, la tierra descansa y se prepara para recibir las semillas, que dará frutos cuando el sol renueve su carrera y brille de nuevo, dando vida.

En este Mid-Winter nos plegamos a los deseos de buenaventura para los que invernan en la Antártida y para los que preparan sus proyectos para llevarlos a cabo en el ciclo que vendrá.

Celebremos la confraternidad y contagiémonos del espíritu antártico, que se manifiesta en todo su esplendor cuando nos encontramos solos, alejados de los afectos y enfrentados a la oscuridad y al frío extremo, pues en esos momentos, reunidos, en familia y con amor, seremos capaces de hacer brillar de nuevo la llama que ilumine el camino del progreso y de la solidaridad.

¡Feliz Solsticio de Invierno, Happy Mid-Winter!

CENA DE LA CONFRATERNIDAD ANTÁRTICA 2017


Como ya es tradicional, el 21 de junio nos reunimos para celebrar la cena de la confraternidad antártica, donde compartimos unas nutritivas lentejas y una queimada con su conjuro.

.....


30 diciembre 2016

Copos de Nieve 50 - Diciembre 2016

Salió una nueva edición de Copos de Nieve, el número 50

Se termina el 2016 y nos damos cuenta que ya son cien años de actividad del Uruguay en la Antártida. Hubo momentos en que estuvimos menos y otros en que miramos las cosas de afuera, hasta que por fin, algunos osados pudieron transformar los deseos en realidades y nos hicimos miembros del Tratado Antártico y de todo lo que vino después.

Hace 60 años, algunos visionarios como Travieso y luego Musso, bregaron por poner una estación antártica y hace unos días, un grupo de uruguayos celebró los 32 años de presencia permanente en aquel Continente Blanco que nunca nos fue ajeno.

En estos tiempos de siglo XXI, se vislumbran cambios cualitativos en la actividad antártica nacional. Los reclamos y polémicas sobre la gestión de las bases y de los medios logísticos, ha redundado en que el Ministerio de Medio Ambiente se involucre con el Instituto Antártico y trabajen en estrecha colaboración para lograr algunas de las buscadas metas como la de disponer de un laboratorio en la Base Artigas o mejores y más adecuados medios de transporte para las actividades científicas que allí se realizan.

En este momento, un grupo de trabajo ha comenzado a reacondicionar instalaciones para ubicar una nueva enfermería, disponiendo del antiguo edificio conocido como “Versalles” para su reestructura como área científica, donde luego se instalará un laboratorio.

Parece algo simple, pero es un gran paso, pues en este momento trabajan en conjunto técnicos en construcción con asesores científicos que participan en el diseño de las nuevas instalaciones.

Otro salto en calidad, ha sido la convocatoria a escolares y liceales a presentar proyectos de investigación sobre temática antártica, la que contó con el apoyo de las autoridades de la Administración Nacional de la Enseñanza Pública (ANEP), así como también de la educación privada.

Se recibieron 78 propuestas de las cuales 20 fueron elegidas para participar de una Feria Científica de donde surgieron dos equipos ganadores, uno de escolares y otro de liceales, ambos de la Enseñanza Pública y del interior del país, los que irán a visitar la Antártida en esta temporada de verano 2016-2017.

Eso ha sido un potente impulsor de la difusión por lo que se hace en la Antártida y pudimos comprobar con orgullo, que es posible trabajar en cooperación, combinando recursos de diferentes ministerios y de diversas instituciones tanto públicas como privadas, para lograr objetivos importantes, que se proyecten al futuro.

Ojalá que en 2017, se puedan ver los primeros frutos de esta siembra y que eso sirva de ejemplo para las generaciones futuras… para que se inspiren y crean que es posible, un mundo mejor.

Hasta la próxima!


Feliz 2017, les desea la Asociación Antarkos

www.antarkos.org,uy

21 octubre 2016

Día internacional de la Antártida 2016

Banderas por el “Día Internacional de la Antártida” 
De la Clase a la Antártida...

Una propuesta de trabajo para niños en edad escolar

Con el apoyo de CREA2 - Plan Ceibal


Antarctica Day: se celebra el 1 de diciembre de cada año

Actividad destinada a niños y niñas, escolares de 5º y 6º año, de instituciones educativas del Uruguay


Objetivos:

  1. Enseñar que la Antártida es un lugar donde las naciones trabajan cooperando unas con otras y compartiendo sus investigaciones científicas de manera pacífica.
  2. Diferenciar la fauna antártica de la del ártico.
  3. Dibujar posters o afiches de la Antártida, reflejando los intereses y la inspiración de los estudiantes.
  4. Conectar las actividades escolares con investigadores y educadores antárticos.

Materiales:

  1. Papel para imprimir (fácil de escanear) (A4 210 x297mm) (USA 8”x11”).
  2. Marcadores y bolígrafos de distintos colores (sin brillo para cuando sean fotografiados o escaneados).
  3. Programa informático para retoque de imágenes.
  4. Escáner o cámara – para crear imágenes a partir de los dibujos de los estudiantes.

Conceptos Básicos:

  1. En la Antártida, no hay osos polares ni morsas...  ellos viven en el ártico, en el hemisferio norte
  2. Los pingüinos son los animales más representativos de la fauna antártica. 
  3. La Antártida es un continente y está rodeada por el océano.
  4. Gran parte de su superficie está cubierta por hielo, siendo el océano el hábitat natural de los animales que viven allí.
  5. El Tratado Antártico de 1959 se aplica al continente Antártico y al Océano que lo rodea hasta los 60 grados de latitud Sur, lo que supone aproximadamente el 10% de La Tierra.
  6. Todas las reclamaciones territoriales en la Antártida han sido suspendidas por el Tratado Antártico.
  7. La Antártida no es propiedad de ningún país.
  8. Hay estaciones científicas de investigación alrededor de todo el continente, representando a muchas naciones y Uruguay tiene allí dos bases.
  9. Los científicos estudian el clima global y el ecosistema marino y trabajan juntos en equipos que comparten la información y comunican sus hallazgos a nivel mundial.
  10. Los pingüinos, ballenas, focas, peces, crustáceos y kril viven allí y son parte del ecosistema marino antártico.

Actividades:

1. Pedir a los niños que hagan dibujos inspiradas en la Antártida, sobre el hielo, el clima, la vida marina y/o de la gente de muchos países que trabajan juntos.

2. Se recolectarán los dibujos y se harán imágenes digitales de los más representativos (fotografiados con una cámara digital o escaneadas) y se compilarán para enviar por correo electrónico al mail info@antarkos.org.uy, antes del 1º de diciembre de 2016, indicando los nombres de los niños que envían los dibujos, la escuela a la que pertenecen y los datos de contacto del docente que los envía.

Día Internacional de la Antártida

Los dibujos de los niños participantes que sean recibidos, serán enviados a la Base Científica Antártica Artigas de Uruguay en la Antártida, para que los exhiban allí.

Entre las imágenes recibidas, se hará una selección de las más representativas, las que serán exhibidas en una galería online, en las redes sociales y en la página web de la Asociación Antarkos

Se invita a las escuelas a que todos los dibujos originales se exhiban en un lugar apropiado, un pasillo o un salón de clases de la escuela, para celebrar el “Día Internacional de la Antártida 2016”.

Trabajos de los niños de la Escuela Rural 110, Soriano, URUGUAY
a cargo de Nicolás Fernández, en 2015


¿Quieres participar?

Envía tu dibujo por mail a info@antarkos.org.uy, antes del 1º de diciembre de 2016, indicando los nombres de los niños que envían los dibujos, la escuela a la que pertenecen y los datos de contacto del docente que los envía.

Organización

En Uruguay, la actividad es coordinada por el grupo de Difusión y Educación de la Asociación Civil Antarkos y se pueden poner en contacto con nosotros, vía facebook Antarkos o por Twitter @AsAntarkos
Nuestra página web es: www.antarkos.org.uy


Apoyan esta actividad


06 octubre 2016

Medalla a la Trayectoria Antártica 2016

Entrega de Medallas a la Trayectoria Antártica a: Albert Lluberas y Dr. Bartolomé Grillo


Autoridades de la Asociación Antarkos, que organizaron el evento.
Carlos Delgado, Dr. Bartolomé Grillo, Ricardo Shcunk, Albert Lluberas, Waldemar Fontes 


Abriendo el acto, el Presidente de la Asociación Antarkos, CN (R ) Ricardo Schunk, se dirigió a los presentes destacando los motivos de la entrega de Medallas a la Trayectoria Antártica el 5 de octubre 2016


Discurso del CN Ricardo Schunk:

Estimados amigos de la Asociación Civil ANTARKOS, invitados de los hoy homenajeados, Señoras y Señores, muchas gracias por acompañarnos.

Nuestra Asociación, es fruto de la generosa iniciativa de algunos visitantes antárticos que se enamoraron del proyecto, y por eso acuñaron esa frase que nos identifica “Apoyamos al Uruguay en la Antártida”

Quienes hoy continuamos la idea, de alguna forma u otra hemos estado involucrados con el Continente Blanco, y esa experiencia, nos ha dado la posibilidad de comprender la real dimensión de la oportunidad que significa para nuestro país, formar parte de este reducido número de países de la Comunidad Antártica.

Nuestra generación tiene el privilegio; en este mundo de hoy, regido por la inmediatez, por la necesidad de ver la obra terminada para disfrutar del rol protagónico que alimente nuestro ego, tenemos la posibilidad de trabajar en esta comunidad Antártica, no para nosotros, ni para nuestros hijos, sino para nuestros nietos o bisnietos.

Pero este privilegio, es también un compromiso, porque de como hagamos nuestra tarea hoy, dependerán las posibilidades que nuestras generaciones futuras tengan de beneficiarse de esta posición de privilegio que hoy gozamos.

Es por eso, que desde nuestra posición de artistas de reparto en esta obra, buscamos aportar, en pos de una verdadera conciencia Antártica Nacional, en la población, en nuestros niños, como lo refleja esta Feria Científica Antártica Estudiantil que hoy está finalizando, pero sobre todo en nuestros gobernantes.

El Dr. Roberto Puceiro, hombre de esta casa y entrañable maestro en esas largas charlas que mantuvimos mientras organizábamos la XXXIII Reunión Consultiva del Tratado Antártico en Punta del Este, decía, “los visitantes de la Antártida se clasifican en aquellos para los que la experiencia es un acontecimiento más en sus vidas, y aquellos a los que la Antártida ejerce un influjo tal, que se enamoran de ella, esos son los verdaderos Antárticos”,

Esta medalla que ha instaurado la Asociación Antarkos pretende homenajear y agradecer eso, el amor por la Antártida, no premia hechos puntuales o logros concretos, premia compromiso, premia el haber estado más allá de las dificultades que siempre han caracterizado la vida del Instituto Antártico, premia la abnegación por una idea, premia el amor a la Antártida.

Por eso es que hoy homenajeamos a dos verdaderos Antárticos:

al Dr. Bartolomé Ángel Grillo y al C/N (CG) Albert Alexander Lluberas

Lito, (Bartolomé Grillo) entra ya en la categoría de Pionero, desde el año 1984, cuando dábamos nuestros primeros pasos, comienza ya sus trabajos en sus conocidos estudios de los Pingüinos, el Kril y el Omega 3

En el año 1986 asume como Jefe de departamento de Medicina e Investigación Médica en el IAU y en 1991 como Consejero del Instituto Antártico en representación del Ministerio de Educación y Cultura, asumiendo el cargo de Jefe del Departamento Científico, cargo que desempeñó hasta hace apenas algo más de un año. Son más de 30 años vinculado a la Antártida y al Instituto Antártico, Nos representó además en múltiples oportunidades en el SCAR Comité Científico Antártico y en otros foros Internacionales.

Albert Lluberas, inicia su actividad antártica en el año 1988, siendo un joven oficial del Servicio de Hidrografía, Oceanografía y Meteorología de la Armada, con el relevamiento cartográfico de la Bahía Maxwell, donde se encuentra nuestra Base.

A partir del año 1990, luego de un curso de glaciología en la Republica Popular China, participa de numerosos Proyectos de Investigación Glaciológica en diferentes convenios Internacionales, ejerciendo la jefatura del Proyecto Científico hasta el año 2004.

En el año 1999 es destinado por la Armada en el IAU, destino que con leves interrupciones ha mantenido hasta la fecha, en la que se desempeña como Consejero en representación de la Armada Nacional y Director General de Secretaría.

En todos estos años, el Capitán Lluberas ha cumplido una proficua labor, representando a nuestro país como delegado en el Consejo de Programas Antárticos Nacionales (COMNAP), en 6 Reuniones Consultivas del Tratado Antártico, en el Comité Director de Operaciones Logísticas Antárticas, en el Comité de Hidrografía Antártica y en la actualidad en la Comisión de la Conservación de Recursos Marinos Vivos Antárticos (CCAMLR).

En todos ellos, ha terminado asumiendo roles destacados, en el COMNAP llegó a ser candidato pre seleccionado a Secretario Ejecutivo del Consejo de Programas Antárticos Nacionales en el año 2009

Albert Lluberas expresó su sentir al recibir la Medalla a la Trayectoria Antártica


Para desempeñarse en estos cargos, no alcanza con tener el pasaporte al día, hay que prepararse, hay que estudiar, hay que comprometerse.

Por ese compromiso demostrado durante tantos años, es que hoy la Asociación Civil Antarkos, les hará entrega de la Medalla a la Trayectoria Antártica

Dr. Bartolomé Grillo recordando vivencias de su trayectoria antártica

Acerca de la Medalla

La Medalla a la Trayectoria Antártica, instaurada por la Asociación Civil ANTARKOS, se otorga a aquellos nominados, que por aprobación unánime de la Comisión designada a esos efectos, hayan demostrado hechos notables y prolongados en el tiempo, en pos de la presencia del Uruguay en la Antártida. Se concederá a quienes se hayan destacado en forma excepcional, demostrando una dedicación permanente y continuada a la actividad antártica por un período mínimo de 20 años y no sólo a través de acciones aisladas sobresalientes. Su otorgamiento se hará a propuesta de un grupo de personas relacionadas a la Antártida y por la aprobación unánime del Comité designado a esos efectos.

Hasta el momento habían sido reconocidos con la Medalla a la Trayectoria Antártica, las siguientes personas:


Prof. Dr. Roberto Puceiro, en octubre de 2011
Fue la primera persona propuesta y seleccionada para recibir la Medalla a la Trayectoria Antártica, habiendo recibido la misma en octubre de 2011.
En el marco del Seminario "50 años del Tratado Antártico - La posición estratégica de Uruguay" que se realizara el viernes 14 de octubre de 2011 en el Salón de Actos del Ministerio de Relaciones Exteriores, se hizo entrega de la Medalla a la Trayectoria Antártica, al Profesor Doctor Roberto Puceiro Ripoll, pionero antártico de reconocida trayectoria.

Cnel (Nav) (R ) Prof. Bernabé Gadea Echeverría, en mayo de 2012
Coronel (Navegante) (Retirado) de la Fuerza Aérea Uruguaya, Profesor de Astronomía y Meteorólogo. En el año 1982 izó el Pabellón Nacional en el Polo Sur Geográfico junto al Cnel (Aviador) Roque Aita. En febrero de 1984 se llevó a cabo la "Primera Misión Antártica Uruguaya", la cual integró como tripulante y científico.
En el periodo 1984/85 integró la dotación de la "Base Científica Antártica Artigas" como director del proyecto de "Meteorología" y "Física de la atmósfera superior".
Integró en el año 1986 la primera dotación uruguaya que pasa el invierno en la Antártida.
Como Director del Programa de física de la atmósfera superior, instaló en el año 1991 junto al mencionado grupo científico, la estación ionosférica "IONOANTARU", al cumplirse 30 años de ratificación del Tratado Antártico.
Fue integrante del Consejo Directivo del Instituto Antártico Uruguayo entre los años 1998 a 2001.
Cnel (Av) (R ) Roque Aíta, en mayo de 2012
El 10 de marzo de 1964 el entonces Tte. 2º (P.A.M) don Roque Aita elevaba a sus superiores un proyecto de vuelo cuidadosamente elaborado en el cual probaba la factibilidad de una Misión a la Antártida.  En 1968 se vinculó al Profesor Julio C. Musso, que recientemente fundara el Instituto Antártico Uruguayo y comenzó a trabajar en la temática.
En 1970 participó de la Primera Convención Nacional Antártica e integró la Comisión de Navegación como secretario.  En 1968 se integró al Instituto Antártico Uruguayo hasta su oficialización en 1975, primero como integrante y luego como Consejero, tarea que desempeñó entre 1979 y 1989 y luego entre 1992 y 1996.
En el año 1982 izó el Pabellón Nacional en el Polo Sur Geográfico junto al entonces Capitán (Nav) Bernabé Gadea.  En febrero de 1984 se llevó a cabo la "Primera Misión Antártica Uruguaya", la cual integró como jefe de Misión. 

Cnel (R ) Emilio Álvarez, el 7 de octubre de 2014
En reconocimiento a su actividad continuada a lo largo del tiempo, desde 1984 al presente, destacando sus contribuciones al trabajo de organización de la primera campaña antártica y a la fundación de la Base Científica Antártica Artigas, su participación como Segundo Jefe en esa campaña y como Jefe de dicha Base en la campaña de 1988. Por sus aportes como fundador de la Asociación Antártica Uruguaya en 1994 y por su trabajo sin pausa en apoyo a las actividades del Uruguay en la Antártida.

Cbo. 1ª Derceo Da Costa, el 7 de octubre de 2014
En reconocimiento a su actividad continuada a lo largo del tiempo, desde 1984 al presente, destacando sus contribuciones al trabajo de organización de la primera campaña antártica y a la fundación de la Base Científica Antártica Artigas, su participación como encargado del depósito logístico y otras muchas tareas. Por su trabajo sin pausa en apoyo a las actividades del Uruguay en la Antártida

Profesor Roberto Bardecio, el 21 de octubre de 2015
“En reconocimiento a su labor continuada a lo largo del tiempo, desde 1991 al presente, destacando sus contribuciones a la cultura y la difusión. Por su labor periodística y por su trabajo sin pausa en apoyo a las actividades del Uruguay en la Antártida”.

Sra. Delia Musso, el 21 de octubre de 2015
“En reconocimiento a su labor continuada a lo largo del tiempo, desde 1984 al presente, destacándose sus contribuciones a la cultura, la poesía, la recuperación de testimonios históricos y por su trabajo sin pausa en apoyo a las actividades del Uruguay en la Antártida”.

CN (R ) Julio Dodino, en noviembre de 2015
En el marco del Seminario "La Antártida vista desde el mar", se recordó el 25 aniversario de la primera operación antártica del buque ROU 24 CAMPBELL, que fuera comandado por el Capitán Dodino, quien desarrolló luego una destacada y continua labor en apoyo al Uruguay en la Antártida.

www.antarkos.org.uy

04 octubre 2016

Uruguay celebra 25º aniversario de protocolo de protección del ambiente en la Antártida

Tierra de paz y de ciencia

Aniversario de protocolo de protección del ambiente en la Antártida

 Publicado: 04.10.2016 - Fuente: Presidencia.gub.uy
Uruguay conmemora los 25 años de la firma en Madrid del “Protocolo de protección del medio ambiente antártico”, ratificado por los países integrantes del Tratado Antártico, del que Uruguay es miembro adherente desde 1985. Esa instancia designó al continente “reserva natural consagrada a la paz y a la ciencia”, prohibiendo todas las actividades relativas a extracción y comercialización de los recursos minerales.
Albert Lluberas, secretario general del IAU

El secretario general del Instituto Antártico Uruguayo (IAU), Albert Lluberas, explicó que, si bien el convenio fue firmado en 1991 en Madrid, entró en vigor en 1998 una vez que fue ratificado por todos los miembros consultivos del Tratado Antártico.

Este protocolo establece los principios básicos aplicables a las actividades humanas en el continente antártico y prohíbe todas las actividades relativas a los recursos minerales, exceptuando las referentes a investigaciones científicas.

Lluberas indicó que los primeros cuatro anexos fueron aprobados conjuntamente con la firma del Protocolo: evaluación del impacto sobre el ambiente, conservación de la fauna y flora, eliminación y tratamiento de residuos y prevención de la contaminación marina.

El Anexo V, que refiere a la Protección y Gestión de Zonas, fue adoptado por la 16ª Reunión Consultiva en 1991 y entró en vigor en 2002.

Señaló, además, que Uruguay ratificó el Protocolo a través de la Ley 16.518 de 1994, manifestando su continuo compromiso con los objetivos y principios del Tratado Antártico.

El último Anexo (VI) sobre Responsabilidad emanada de emergencias ambientales, fue aprobado en el año 2005 y entrará en vigencia una vez que sea ratificado por todas las partes consultivas.

LLuberas precisó que Uruguay estudia la regulación de este Anexo que habilita implementar un protocolo de normas y procedimientos para actuar en casos de emergencia ambiental relacionada con las actividades del no solo de organismo del estado sino también de operadores turísticos.

“Este procedimiento está en proceso de discusión y elaboración” indicó. Existe un marco referencia a seguir, pero debemos establecer un marco regulatorio, agregó.

En 2048, cuando hayan pasado 50 años de la entrada en vigor, el Tratado solo podrá ser modificado por un acuerdo unánime.

“La prohibición de la explotación de minerales no podrá ser removida hasta que no exista un régimen legal que lo habilite”, aclaró.




Escuchar Audio
  

Asociación Antarkos
www.antarkos.org.uy